En entrevista en vivo con Subrayado, Asqueta dijo que espera ese comportamiento en el número de casos como consecuencia de las medidas que adoptó el gobierno el martes 23 de marzo, y que podrían tener un impacto dos semanas después.

Mientras tanto, el jerarca recordó que por estos días seguirán los registros de muchos casos positivos, más ingresos de pacientes a CTI y más fallecimientos por Covid-19.

Consultado acerca de la situación de los CTI, que están en “nivel rojo” desde hace varios días según el índice que maneja la Sociedad Uruguaya de Medicina Intensiva (SUMI), Asqueta reconoció que “hay regiones que están en una situación más comprometida que otras”.

Se refirió por ejemplo a los centros de salud de norte, noreste y este, en la frontera con Brasil, y del litoral oeste.

En este departamento se cuentan con 22 camas de CTI y ya hay 15 pacientes que están utilizando estas camas.